miércoles, 13 de julio de 2011

LAS AVENTURAS DE BONGO, MICKEY Y LAS JUDIAS MAGICAS

FECHA DE ESTRENO
27 de Septiembre de 1947
TITULO ORIGINAL
Fun and Fancy Free
DIRECTORES
Jack Kinney, Bill Roberts, Hamilton Luske, William Morgan
PRODUCTOR
Walt Disney
GUION
Homer Brightman, Eldon Dedini, Lance Nolley, Tom Oreb, Harry Reeves, Ted Sear
“Bongo” basado en la historia de Sinclair Lewis
REPARTO (ACTORES Y VOCES)
Edgar Bergen (Como él mismo, Charlie McCarthy y Mortimer Snerd), Luana Patten (Como ella misma), Cliff Edwards (Pepito Grillo), Walt Disney (Ratón Mickey), Clarence Nash (Pato Donald), Pinto Colvig (Goofy), Billy Gilbert (Willie el Gigante), Anita Gordon (Arpa Cantante), Dinah Shore (Cantante, narradora de “Bongo”), The King’s Men (Como ellos mismos), The Dinning Sisters (Como ellas mismas), The Starlighters (Como ellos mismos)
CINEMATOGRAFÍA
Inaplicable
BANDA SONORA
Eliot Daniel, Paul Smith, Oliver Wallace
DISTRIBUIDA POR:
RKO Radio Pictures, Inc
DURACIÓN
73 minutos
CLASICO ANTERIOR
Música Maestro
SIGUIENTE CLASICO
Tiempo de Melodía

WILLIE EL GIGANTE: “Fee, Fi, Fo, Fum. Carne humana huelo yo. Fee, Fi, Fo, Fum. Fee, Fi, Fo, Fum. No hay un mago como yo, mejor que yo no existe aún. Fee, Fi, Fo, Fum. Fee, Fi, Fo, Fum. A mi el diablo me retó, pero gané yo. Me volví enano y después volé como un canario. Después me desaparecí, porque solo yo se las mágicas palabritas. Fee, Fi, Fo, Fum.”

MIKEY MOUSE: “¿Puedes volverte mosca?”
WILLIE EL GIGANTE: “¿Una mosca pequeñita, así, que pueda volar?”
MIKEY MOUSE: “Eso es, una mosca.”
WILLIE EL GIGANTE: “Ah, di algo difícil. ¿Qué tal un conejito azul con orejas verdes?”
MIKEY MOUSE: “Claro que si no puedes hacerte mosca…”
WILLIE EL GIGANTE: “Bueno, una mosca. ¿Por qué?”
MIKEY MOUSE: “Bueno, porque sí.”
WILLIE EL GIGANTE: “Bueno, una mosquita pequeñita con alas verdes. Y ahora las palabras mágicas. Fee, Fi, Fo, Fum. Fee, Fi, Fo, Fum. No hay un mago como yo, ni el diablo me ganó. ¿De veras no quieres un conejo?”

CURIOSIDADES
Se trata del noveno clásico animado de Walt Disney. Durante la década de 1940, el plan de Disney era que “Mickey y las Judías Mágicas” y “Bongo” fueran desarrollados como dos películas independientes. Walt Disney había llevado a cabo “Las Habichuelas Mágicas” en el año 1922 como un corto mudo para Laugh-O-Grams. Después de llevar a cabo “Blancanieves y los Siete Enanitos”, Disney buscaba historias que pudiera desarrollar en nuevas películas animadas. Entre otras, deseaba adaptar “Las Habichuelas Mágicas” como película en esta ocasión. Debido a que el Ratón Mickey había interpretado a Jack en el corto de 1933 “Giantland”, e interpretado otro papel similar en “El Sastrecillo Valiente”, Walt Disney pensó que debía utilizar al mismo personaje para interpretar a Jack en esta ocasión. La película también incluiría al Pato Donald y Goofy en la que serían sus primeras apariciones cinematográficas. De esta forma el desarrollo de la película comenzó el dos de mayo de 1940. Muchas ideas que serían utilizadas en la película que ahora examinamos fueron creadas entonces. En la película final, el como Mickey conseguía las judías mágicas era un misterio, pero los borradores iniciales mostraban como entregaba su vaca a la reina, interpretada por Minnie, como regalo, y a cambio esta le entregaba a cambio las judías que habían pertenecido a su familia durante generaciones. Esta escena sería cortada cuando en lugar de una película entera, la historia se unía la de “Bongo” para formar “Las Aventuras de Bongo, Mickey y las Judías Mágicas”.
Mientras tanto, la producción ya había comenzado para “Bongo”, una película basada en la historia corta escrita por Sinclair Lewis para una revista en el año 1930. Se llegó a sugerir que “Bongo” podría funcionar como continuación a la película “Dumbo”, y que parte de los personajes que aparecían en dicha película de1941 podrían aparecer en esta. Sin embargo, esta idea terminó por descartarse. El interés amoroso de Bongo pasó por una serie de nombres desde Suzie a Plata, para finalmente convertirse en Lulubelle. En borradores iniciales, Bongo tenía a un chimpancé como amigo y compañero en un número en el circo. Inicialmente iba a ser llamado Beverly, después Chimpy, pero esta idea se abandonó y el personaje desapareció cuando la historia fue concentrada. Bongo y Chimpy también se encontraban con oseznos traviesos, cuya aparición fue cortada consecuentemente. Un guión fue prácticamente finalizado el 8 de Diciembre de 1941, el día después del ataque en Pearl Harbor. Ese mismo día, el ejército entró en el estudio y tomó control de todas las producciones que se estaban realizando. La guerra también puso final al mercado europeo, una fuente de ingresos fundamentales para Disney en aquel momento. De esta forma, “Mickey y la Judías Mágicas” y “Bongo” quedaron en suspensión junto a “Alicia en el País de las Maravillas” y “Peter Pan”. Durante la guerra, el ejército ordenó que Disney se limitara a producir películas durante el transcurso de la misma.
Una vez la guerra finalizó en el año 1945, la compañía se veía inmersa en deudas. Walt Disney se fijó en “Fantasía” y como cortos de distinta traman podían unirse para crear una película. De ahí surgió la idea de las películas paquetes de Walt Disney que comprendieron de los clásicos sexto a undécimo, seis películas en total: “Saludos Amigos”, “Los Tres Caballeros”, “Música Maestro”, “Las Aventuras de Bongo, Mickey y las Judías Mágicas”, “Tiempo de Melodía” y “La Leyenda de Sleepy Hollow y el Señor Sapo”. Dicha técnica de hacer películas se mantuvo durante estos seis clásicos animados puesto que resultaba económico, y permitía ahorrar para poder crear clásicos completos en un futuro. Walt Disney decidió unir las historias de “Bongo” y “Mickey y las Judías Mágicas” porque sus historias estaban basadas en historias cortas que no hubieran funcionados demasiado bien como películas independientes. Se decidió que la historia de “Bongo” sería mostrada primero para crear más anticipación ante el regreso de Mickey a la gran pantalla desde su primera aparición en “Fantasía”.
La película también fue marcada como la última ocasión en la que Walt Disney proporcionaba la voz del Ratón Mickey. Esto se debió a su incursión en numerosos proyectos que le arrebataron la oportunidad de poner la voz al celebre ratón. Durante los siguientes treinta años, la voz del ratón fue proporcionada por el experto en efectos de sonido Jimmy MacDonald.
Famosos como Edgar Bergen y Dinah Shore fueron contratados para introducir los dos segmentos en orden para que captaran la atención del público. Se utilizó al personaje de Pepito Grillo, del segundo clásico “Pinocho” para participar en las escenas de introducción cantando la canción “I’m a Happy Go Lucky Fellow”. La canción había sido compuesto para el film “Pinocho”, pero había sido cortada del mismo.

NOTA PERSONAL
Seguimos con los clásicos recopilatorios, de los cuales tras analizar este quedan ya solo dos. En esta ocasión volvemos a tener dos historias principales, narradas con canciones, pero con momentos memorables.
La historia de Bongo tiene momentos memorables y algunos que logran arrancar carcajadas, como las costumbres de los osos a la hora de enamorarse, o la batalla entre Bongo y el antagonista Malamuerte. El corto fue más conocido como mini clásico, sin que muchos supieran que había formado parte de una película en su momento. Resulta una historia entrañable, y bastante conocida a día de hoy.
Pero sin duda el verdadero clásico es el de “Mickey y las Judías Mágicas”, que cuenta con la segunda aparición de Mickey y Goofy en la colección de clásicos, y la tercera del Pato Donald. Absolutamente genial el personaje de Willie el Gigante, mostrado como un gigante mago pero bastante torpe e idiota. Otras escenas memorables incluyen la de los tres amigos pasando hambre en su casa.
La aparición de Edgard, Luana y las marionetas es lo único de la película que no gustó demasiado, en particular la joven actriz, extremadamente cursi y cargante. Sin embargo, me parece una de las mejores películas paquete de la década de 1940.

HISTORIA (esta sección contiene detalles de la trama y el argumento)
La película comienza con la aparición de Pepito Grillo habitando una planta dentro de una gran casa que comienza a explorar mientras canta la canción “I’m a Happy Go Lucky Fellow”. Finalmente se encuentra con una muñeca, un oso de peluche, un tocadiscos, y los prepara para narrar la historia de Bongo.
La historia de Bongo esta basada en una historia corta escrita por Sinclair Lewis. Bongo es un osezno que trabaja en circo, donde ha logrado convertirse en la atracción más popular de este. Sus habilidades incluyen las de un experto malabarista, trapecista y uso de la cuerda floja. A pesar de esto sufre los abusos y maltratos de su amo, y pasa sus días en una estrecha jaula. Bongo no esta feliz con su vida, y durante sus desplazamientos en tren recuerda la vida en libertad en un entorno salvaje. En una de estas ocasiones comienza a sacudir los barrotes de su jaula, la cual logra abrir para escapar en su monociclo, internándose en un bosque cercano.
En sus primeras incursiones se encuentra con varios animales como dos ardillas trepando un árbol a los que intenta imitar, buscando su lugar. Sin embargo logra disfrutar de su nueva libertad mientras descansa en un campo de margaritas contemplando el paisaje que se extiende a su vista. Tras atravesar montañas, permanece con varios animales para pasar la noche. Sin embargo, esa primera noche no resulta tan relajante como hubiera deseado y sufre la aparición de una oruga, un ciempiés, un coyote, y mosquitos en una tormenta. Sin embargo, todo esto resulta un sueño, y Bongo despierta para darse cuenta que se encuentra al borde de un precipicio.
Al día siguiente se encuentra con hambre, pero sus intentos de pescar fracasan estrepitosamente. Al ver lo torpe que es, una osezna llamada Lulubelle se siente atraída hacia él, y Bongo termina prendado de ella también. Juntos forman parte de un ballet romántico, y en una nube rosa, un par de ángeles les ayudan a comenzar un romance. Sin embargo, Lulubelle es objeto de la atracción de un oso gigante llamado Malamuerte, que desarrolla una fuerte ira hacia Bongo. Tras golpearle en numerosas ocasiones, es la propia Lulubelle la que decide intervenir dándole una sonora bofetada. Bongo decide alejarse sintiéndose herido por la bofetada, mientras Malamuerte piensa que Lulubelle corresponde a sus sentimientos.
Sin embargo, tras un baile entre varios osos, Bongo recuerda que una bofetada sirve como declaración de amor en su especie. Al darse cuenta de esto corre para reunirse con Lulubelle, enfrentándose a Malamuerte por su afecto. Durante la lucha, ambos caen desde un precipicio hasta un río, peleando encima de un tronco flotante. Este llega a una cascada, y Bongo logra no ser arrastrado por la corriente, tal y como le ocurre a Malamuerte. Tras esto, Bongo se reúne con Lulubelle, y juntos se internan en el bosque.
Tras oír la historia de Bongo, Pepito Grillo encuentra una invitación para la fiesta de cumpleaños de una chica llamada Luana en la casa de enfrente. Pepito Grillo se dirige allí donde encuentra que Luana Patten esta siendo entretenida por el ventrílocuo Edgar Bergen y sus marionetas Charlie McCarthy y Mortimer Snerd. Edgar procede a narrar el cuento de “Las Judías Mágicas”.
Mickey, Donald y Goofy viene un lugar conocido como Valle Feliz, que se ve amenazado por una fuerte sequía. Esta se debe a que la felicidad del valle era concedida por un Arpa de oro que cantaba para transmitir la misma, pero el Arpa ha sido robada de un castillo cercano. Debido a esto, Mickey, Donald y Goofy apenas tienen que comer, a excepción de una rebanada de pan que parten en tres partes delgadas como el papel. Debido al hambre, Donald intenta matar a la única vaca que tienen con un hacha. Sus amigos le detienen, y Mickey cambia la vaca por unas judías que supuestamente son mágicas. Donald se siente irritado y arroja las judías en un agujero en el suelo de su casa. Pero esa misma noche, las judías germinan transformándose en una planta gigante que se alza hasta el cielo.
Al día siguiente, Mickey, Donald y Goofy trepan por la planta llegando a un reino mágico donde encuentran un castillo. Dentro del castillo todo parece tener un tamaño gigantesco, y en una mesa gigante, los tres amigos disfrutan de un inmenso festín. Pronto descubren que el castillo pertenece a un gigante llamado Willie que es capaz de transformarse en cualquier cosa. Amenazados, Mickey intenta engañar a Willie para que se transforme en una mosca, y que Goofy y Donald puedan aplastar con un matamoscas. Sin embargo, Willie se había empeñado en transformarse en un conejo rosa, y al hacerlo descubre el plan de los tres amigos. Furioso captura Mickey, Donald y Goofy a los que encierra dentro de una caja, aunque Mickey logra escapar. En el cajón se encuentra también el Arpa que fue robada por Willie para que le cantara. Mickey logra recuperar la llave de la caja del bolsillo de Willie con la ayuda del Arpa, que canta para mantener al gigante dormido.
Una vez libres, los tres amigos escapan con el Arpa bajando por la inmensa planta hasta el Valle Feliz, y cortándola después para que Willie se precipitara al vacío perdiendo la vida. Con el Arpa de regreso en el Valle Feliz las cosas volvieron a la normalidad.
Tras el cuento, Willie visita a Edgard, Luana, Pepito Grillo, Charlie McCarthy y Mortimer Snerd, justo después de que Edgard asegurara que los gigantes no existen.

ESCENA
Siempre me arranca una carcajada la escena de los osos cantando y explicando que cuando un oso se enamora lo demuestra con un bofetón. De la historia de Bongo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada