- Los comentarios están activados para que podáis dejar vuestras opiniones, siempre que respeten las ajenas y no hagan uso de vocabulario inadecuado. Si estás condiciones no se respetan, los comentarios serán eliminados.
- No permito el uso de links en los comentarios, es una norma generalizada debido a los problemas que me han causado algunos en el pasado

miércoles, 19 de noviembre de 2008

SALEM'S LOT

TITULO ORIGINAL
Salem’s Lot
CREADOR
Mikael Salomon, Stephen King, Peter Filardi
PRODUCCION
Jeffrey M. Hayes, Brett Popplewell, Marc vun Buuren, Mark Wolper
REPARTO
Rob Lowe (Ben Mears), Dan Byrd (Mark Petrie), Andre Braugher (Matt Burke), Donald Sutherland (Richard Straker), Samantha Mathis (Susan Norton), Rutger Hauer (Kurt Barlow), James Cromwell (Padre Callahan), Robert Mammone (James Cody), Andy Anderson (Charlie Rhodes), Robert Grubb (Larry Crockett), Steven Vidler (Sheriff Parkins), Brendan Cowell (Dud Rodgers), Christopher Morris (Mike Ryerson), Todd MacDonald (Floyd Tibbits), Bree Desborough (Sandy), Paul Ashcroft (Royce), Elizabeth Alexander (Ann Norton), Julia Blake (Eve Prunier), Tara Morice (Joyce Petrie), André de Vanny (Danny Glick), Zac Richmond (Ralphie Glick), Rebecca Gibney (Marjorie Glick), Joe Petruzzy (Tony Glick)
FECHA DE ESTRENO Y FINAL
Primer episodio: 20 de Junio de 2004
Segundo episodio: 21 de Junio de 2004
CANAL DE EMISION
TNT
COMPOSITOR DEL TEMA MUSICAL
Patrick Cassidy, Lisa Gerrard, Christopher Gordon
NÚMERO DE EPISODIOS
Miniserie de dos episodios de noventa minutos de duración aproximada cada uno

CURIOSIDADES
“Salem’s Lot” es uno de los muchos remakes realizados sobre producciones ya existentes basadas en obras de Stephen King. En este caso tenemos la segunda miniserie basada en la novela del mismo nombre, la primera siendo otra miniserie estrenada en 1979, y cuya ficha podéis encontrar en este mismo blog por el título de “El Misterio de Salem’s Lot”.
Dicha serie se desviaba radicalmente de ciertas tramas indispensables de la novela, y aunque fue un éxito en 1979, muchos fan del libro quedaron decepcionados por muchos de esos cambios.
Salomon tuvo claro desde un principio que quería rectificar esos cambios que habían decepcionado a los fans. El primero fue con el personaje de Kurt Barlow, el vampiro que llega a Salem’s Lot. En la primera versión se le presentó como un descerebrado Nosferatu azul, que más bien parecía la mascota de Straker. Salomon decidió que el personaje debía ser retratado tal y como aparecía en la novela.
Un elegante caballero, en extremo elocuente, y con Straker como su sirviente, tal y como debía de ser. Los fans agradecieron este retorno, y recuperación del personaje que era el mayor villano de la historia.
Por otro lado, la miniserie de 1979 eliminaba una gran cantidad de personajes de la novela. De nuevo en esta ocasión se recuperaron una enorme cantidad de esos personajes, y se tomó el tiempo necesario para darles un poco de historia. Esto no fue en exceso fiel a la novela, cuya mayor dificultad a la hora de ser leída es la inmensa cantidad de personajes que esta contiene.
Otros aspectos basados en el destino de muchos personajes fueron retratados con absoluta fidelidad al libro. Estos incluían las muertes de Barlow, Straker o Susan Norton entre otras muchas.
El estreno de la serie se siguió con gran expectación, sobre todo considerando el soberbio reparto que Salomon había logrado reclutar para la serie. De hecho muchos críticos alabaron el hecho de que por fin se volviera a la antigua tradición de agrupar actores de sobra conocidos en un proyecto de esta envergadura.
Sin embargo hubo quien lamento que la mayor parte del presupuesto se dedicara al reparto, sacrificando unos efectos especiales, que podían haber sido de mucha mejor calidad, y podían haber ayudado a un proyecto que se suponía era una miniserie de terror.
A pesar de mantenerse más fiel a la novela, y de corregir ciertos errores, hubo ciertos logros de la primera miniserie que no se lograron repetir, y otros errores que se cometieron a pesar de eliminar los anteriores. Mayormente, los fans coincidieron en que los vampiros de la primera miniserie estaban mucho más logrados, y conseguían causar miedo, mientras que los de esta miniserie no lograban ni de cerca causar e mismo efecto. Tampoco ayudaba una banda sonora que en esta ocasión inspiraba más melancolía que pánico.
Así como se recuperó la historia original de algunos personajes, se modificó la de otros. Ejemplos de esto los tenemos en el Profesor Matt Burke que de repente se convertía en un personaje gay, o en el destino del Padre Callahan, que quizás haya sido el cambio más criticado de toda la serie.
Por otro lado Salomon quiso traer la novela, que transcurría en 1975, a la época actual con todo lo que esto conllevaba. Creo de esta manera un pasado para Ben Mears como escritor que había triunfado escribiendo un libro de sus experiencias como reportero en la guerra de Afganistán, que irritó bastante gente.
La serie fue acogida con mucha expectación, y hubo reacciones para todos los gustos. En el presente está disponible en DVD.

NOTA PERSONAL
Sinceramente, dudo que este remake, a pesar de sus evidentes logros, consiga convertirse en un clásico del nivel de la primera miniserie, que a día de hoy, casi treinta años después, muchos recuerdan.
Adquirí el DVD hace cosa de un año, después de acabar de leer la novela por primera vez. Me llamó sobre todo la atención la presencia de actores tales como Rob Lowe, Donald Sutherland, Rutger Hauer o James Cromwell, entre muchos otros.
Si estoy de acuerdo con algo mencionado por la crítica, es en lo excepcional del reparto, sobre todo considerando que se trataba de un proyecto para la televisión, y no para el cine.
Sin embargo, tengo que estar de acuerdo en que a pesar de seguir la novela con mayor fidelidad, se pierde el elemento de terror, hasta tal punto, que incluso nos encontramos con algunas escenas completamente hilarantes.
No me convenció tampoco demasiado el traslado cronológico de los eventos al presente, pues una estética más basada en los años setenta, hubiera contribuido más a un ambiente de terror. Sobre todo porque este cambio hace que la Casa Marsten quede completamente desfasada al lado de un pueblo moderno del siglo veintiuno.
La serie comienza en un futuro próximo para luego narrarnos los eventos anteriores en forma de flashbacks, lo cual es también completamente innecesario, porque revela determinados aspectos de la historia al espectador que no esté familiarizado con la novela.
La serie transcurre con ritmo adecuado, primeramente introduciéndonos al pequeño pueblo de Salem’s Lot a través de los ojos de Ben Mears, que regresa para enfrentarse a antiguos demonios mayormente relacionados con la Casa Marsten. Comprobamos la personalidad de una serie de personajes, y aspectos varios de su pasado, mientras se nos refuerza el concepto del pueblo pequeño repleto de secretos. Poco a poco la ciudad se ve invadida por vampiros que crean una situación de desasosiego general. Sin embargo, es al final del último capítulo cuando las cosas parecen tomar, muy de vez en cuando, un tono que raya lo humorístico en exceso.
Sin embargo debo decir que me gustaron las interpretaciones, y prácticamente casi todos los personajes me parecieron muy conseguidos. Se logra combinar una generación de antiguos y experimentados actores con otra, de jóvenes promesas, de una manera francamente efectiva.
Supongo que lo mejor es intentar no comparar las cosas, si la historia que está detrás del proyecto le puede parecer a uno interesante. Ese el caso de la creación vampiriza de Stephen King, que a día de hoy me sigue pareciendo formidable. También tengo que recomendar la novela, que aunque puede resultar complicada por su excesivo número de personajes, tiene momentos verdaderamente terroríficos, y se ha convertido en uno de mis libros de terror favoritos.

HISTORIA (Resumen breve, debido a la extensión de la serie)
A un pequeño albergue donde se da de comer a los pobres llega un vagabundo. Este se asoma por la ventana y observa a un cura que está dando de comer a los necesitados. Se pone a la cola, y al llegar hasta el, el cura sale corriendo aterrado, hacia el piso de arriba. El vagabundo le alcanza para acabar recibiendo un disparo del cura, pero incluso herido se abalanza sobre él, y ambos caen por la ventana.
Los dos son llevados a un hospital donde un joven enfermero se pregunta porque ha de merecer la pena salvar la vida de ese vagabundo. Este comienza a narrarle su historia al enfermero.
El nombre del vagabundo es Ben Mears, escritor, que no hace mucho tiempo se dirigió de vuelta a su pueblo natal, Salem’s Lot, con la intención de escribir un nuevo libro. Nada más llegar se dirige al hombre más poderoso del pueblo Larry Crockett, con quien ha apalabrado el alquiler de la misteriosa Casa Marsten, famosa por haber pertenecido al depravado Marsten que acabó por ahorcarse dentro de ella. Ben tuvo que entrar de niño en la casa en respuesta a un reto, y sufrió una experiencia aterradora de la cual no le gusta hablar. Crockett le comunica que ha vendido la casa a una pareja de hombres que han abierto una tienda de antigüedades en el pueblo, Richard Straker y Kurt Barlow, que aún no ha llegado al pueblo.
Ben conoce a una joven estudiante de arte llamada Susan Norton, y ambos sienten una atracción mutua inmediata para disgusto de la madre de la muchacha. Después de esto se instala en la pensión de Eve Prunier. Mientras tanto Straker le encarga a Crockett que consiga dos muchachos para trasladar un arcón de considerable tamaño a la casa Mastern.
Crockett contrata a Floyd, exnovio de Susan, y Mike para realizar el trabajo, pero les advierte que no quiere que vuelvan a trabajar con el retrasado y jorobado Dud que anda detrás de su hija Ruthy.
La misma noche en la que llega el arcón el jovén Ralphie Glick desaparece y su hermano Danny acaba en estado de shock. Dud, que reside en el vertedero recibe la visita del recién llegado Kurt Barlow que le promete que no volverá a sentirse inferior a los demás. Barlow es un vampiro y ha empezado a convertir al pueblo. Ralphie convertido, ataca a su hermano en el hospital, y Dud convierte a Ruthy y a Floyd.
Mientras, Ben vuelve a reunirse con su antiguo profesor Matt y acepta dar una conferencia a su clase de alumnos. Durante una cena con Ben, Susan y Matt descubren que Ben pretende escribir un libro sobre la maldad de Salem’s Lot. Ben no es muy popular, y menos debido al libro que escribió sobre sus experiencias como prisionero en Afganistán donde muchos soldados perdieron la vida para rescatarle.
Durante el entierro del joven Glick, Mike se convierte en su víctima y empieza a sentirse mal. Matt Burke le permite pasar la noche en su casa. Esa noche Matt oye a un niño visitar a Mike en la habitación de invitados, y al día siguiente este aparece muerto. Matt recibe la visita del joven convertido en vampiro que intenta seducirle a sabiendas de que el profesor es gay, pero Matt le niega su invitación, para después sufrir un ataque al corazón.
Ben es agredido por Floyd y ambos pasan la noche en prisión, durante esa noche Ben comprueba horrorizado como el joven logra introducirse en el respiradero diminuto que llega hasta su celda, pero Ben no le invita a entrar. A la mañana siguiente, Floyd ha desgarrado sus propias muñecas para consumir su propia sangre. Esa misma noche Danny Glick visita a su amigo Mark que consigue ahuyentarle con un crucifijo. Ralphie ataca a su madre Marjorie.
Ben y Susan se reúnen con Matt en el hospital y la palabra vampiros surge en la conversación por primera vez.
Deciden reclutar al Padre Callahan y al Doctor Cody que ha notado como la gente está falleciendo sin explicaciones aparentes. Aunque los dos últimos se muestran reticentes a creer la teoría vampírica, no la descartan del todo.
El joven Mark se encuentra con Susan merodeando la Casa Marsten, ambos entran dentro de ella para ser sorprendidos por Straker que lleva a Susan al sótano y a Mark a una habitación en la segunda planta. Mark consigue desatarse y golpear a Straker para escapar, pero Susan cae víctima de Barlow en el sótano.
Haciendo guardia al cadáver de Marjorie Glick, Ben y Cody comprueban como esta regresa de entre los muertos como vampiro, y acaban con ella clavándole una estaca en el corazón.
Mark contacta Ben, Matt, Cody y Callahan que a la mañana siguiente se dirigen a la Casa Marsten donde encuentran a todos los vampiros convertidos en el sótano. Tras acabar con todos ellos se dan cuenta de que Barlow no está en la Casa, y que ha ido a esconderse a otro lugar. En su ataúd encuentran a Susan, a la que Ben pide, no destruyan todavía por si la muerte de Barlow le devuelve la normalidad.
También descubren que Straker ha sido desangrado por su amo por su incompetencia.
Mark y el Padre Callahan se dirigen a la casa del chico para avisar a su madre, pero son atacados por Barlow que asesina a la mujer y convierte a Callahan en su nuevo sirviente dejando que Mark escape. Una vez convertido, el Padre Callahan se dirige al hospital, donde asesina a Matt Burke.
El Sheriff del pueblo lo abandona al descubrir que fue el propio Larry Crockett el que invitó a Barlow al pueblo, iniciando el desastre presente. Crockett encuentra a su hija ya convertida en vampiro, y a Dud, pero en lugar de convertirle le devoran, como castigo al trato déspota del hombre hacia Dud.
Ben, Mark y Cody consiguen deducir que Barlow se está ocultando en el sótano de la pensión de Eve Prunier. Al llegar allí, Cody cae en una trampa, ya que los vampiros han aserrado las escaleras que llevan al sótano, y el médico cae sobre unas sierras pereciendo.
Ben y Mark localizan y acaban con Barlow, pero descubren que su muerte no ha revertido el estado de los demás vampiros que han tomado Salem’s Lot. Al huir se cruzan con Susan, convertida en vampiro, y Mark le clava una estaca acabando con ella. Ben y Mark prenden fuego al pueblo y huyen, mientras los vampiros supervivientes se agrupan en torno a su guardián mortal, el Padre Callahan.
La historia acaba, y el enfermero se da cuenta de que Callahan corre peligro. Al llegar a su habitación, descubre que alguien le ha asfixiado con su almohada. Este ha sido Mark, que se despide de Ben diciéndole que ya puede descansar en paz. Tras esto Ben muere. El enfermero alcanza al joven Mark, pero temiendo que la historia que ha oído sea cierta, decide dejarle marchar.

ESCENA
La única escena que he encontrado en español, Mike visita a Matt Burke una vez ha sido convertido, aunque no es enteramente consciente de ello.
 

3 comentarios:

  1. Rob Lowe alimentó muchas de mis primericas fantasias (sobre todo después de verle en CLASS), pero no es motivo suficiente para que vea esta peli-serie.
    Tenía muy bien recuerdo de la primera versión, aunque al revisitarla hace poco ya no me hizo tanta gracia...y momentazos como el vampi arañando el cristal me daban más risa que otra cosa.
    Y es taaaaaaaaaan lenta...

    ResponderEliminar
  2. HOLA MI VAMPIRICO AMIGO!!
    COMO DICE ASTRAKUS, A LO MEJOR UNA HABLA DESDE SUS RECUERDOS, Y ENTONCES LA SERIE ANTIUGA ME PARECIÓ FANTASTICA, A LO MEJOR SI LA VIERA AHORA PENSARIA DE FORMA DISTINTA, PERO DESDE LUEGO LA ACTUAL NO ME GUSTÓ NADA DE NADA,E MI UNA PELI DE TERROR, ME TIENE QUE ASUTAR,O POR LO MENOS INQUIETAR,Y ESTA MINISERIE NO ME AUSTÓ NI UN POQUITO,ME DA LO MISMO QUE SEA MAS FIEL A LA NOVELA, YO SIEMPRE HE DICHO QUE EN CUALQUIER ADAPTACIÓN,EL LIBRO ES EL LIBRO Y LA PELICULA LA PELICULA,SON COSAS DISTINTAS CON DISTINTOS,LENGUAJES Y NO TIENEN POR QUE SER IGUALES.
    DICHO ESTO,ME QUEDO CON LA VERSIÓN ANTIGUA, AUNQUE EL MALO FUERA UN REMEDO DEL NOSFERATU, Y ADEMAS, A MI SIMPRE ME HA PUESTO MAS EL DAVID SOUL(HUTCH FOR EVER), QUE EL BLANDITO DE ROB LOWE.

    BESOS VAMPIRICOS, CON LENGUA Y COLMILLOS,OF COURSE.

    ResponderEliminar
  3. ASTRAKUS: Rob Lowe era la leche en bote, y me gusto igual crecidito que más joven... Sin embargo la primera versión estaba lograda, hay que entender que es de los setenta.... y para la tele

    TREMENDA: De acuerdo en eso, pero lo que me ha gustado de la nueva versión es la fidelidad más cercana a la novela

    ResponderEliminar