- Los comentarios están activados para que podáis dejar vuestras opiniones, siempre que respeten las ajenas y no hagan uso de vocabulario inadecuado. Si estás condiciones no se respetan, los comentarios serán eliminados.
- No permito el uso de links en los comentarios, es una norma generalizada debido a los problemas que me han causado algunos en el pasado

miércoles, 22 de febrero de 2012

BABY, EL SECRETO DE UNA LEYENDA PERDIDA

FECHA DE ESTRENO
22 de Marzo de 1985
TITULO ORIGINAL
Baby: Secret of the Lost Legend
DIRECTOR
Bill L Norton
PRODUCTORES
Jonathan T Taplin, Roger Spottiswood
GUION
Clifford Green, Ellen Green
Basado en el libro de David Lee Miller
REPARTO
William Katt (George Loomis), Sean Young (Doctora Susan Matthews-Loomis), Patrick McGoohan (Doctor Eric Kiviat), Julian Fellowes (Nigel Jenkins), Kyalo Mativo (Cephu), Hugh Quarshie (Kenge Obe), Olu Jacobs (Coronel Nsogbu), Eddie Tagoe (Sargento Gwambe), Edward Hardwicke (Doctor Pierre Dubois), Julian Curry (Etienne), Alexis Meless (Guía), Susie Nottingham (Baki, asistente de laboratorio), Stephane Krora (Capitán de Puerto), Anthony Sarfoh (Jefe de poblado), Jeannot Banny (Soldado), Roger Carlton (Africano viejo), Thérèse Taba (Colega)
CINEMATOGRAFÍA
John Alcott
BANDA SONORA
Jerry Goldsmith
DISTRIBUIDA POR:
Touchstone Films
DURACIÓN
95 minutos

NIGEL JENKINS: “¿Es este el último descubrimiento de la señorita científica?”
ERIC KIVIAT: “Sí, de Bateke. Es muy eficaz en su trabajo, tanto si te cae simpática como si no.”
NIGEL JENKINS: “¿Tiene algún valor?”
ERIC KIVIAT: “No creo.”
NIGEL JENKINS: “Vamos, no seas hipócrita Eric, por favor. Te lo noto en los ojos. ¿Qué valor tiene?”
ERIC KIVIAT: “Ella no sabe nada, pero si estos restos son de Bateke demuestran que la foto es real. Hay que ir a comprobarlo.”
NIGEL JENKINS: “¿Sabes que ha muerto Etienne?”
ERIC KIVIAT: “¿A sí? Que horrible, un gran científico.”
NIGEL JENKINS: “Bueno. ¿Vas a decirle a ella que vamos a seguir la pista de esos restos?”
ERIC KIVIAT: “No se lo voy a decir, y tú tampoco.”

SUSAN MATTHEWS-LOOMIS: “¿Será otra leyenda?”
GEORGE LOOMIS: “Si dejamos que lo sea, sí.”


CURIOSIDADES
La película es una producción de Disney, que en la década de 1980 intentó realizar películas que no solo fueran dirigidas al público infantil, sino al más adulto también. En esta ocasión, este film fue distribuido por Touchstone, lo que le daba la licencia para utilizar insultos, nudismo parcial, mostrar a un dinosaurio devorando a un humano, y otros aspectos. Esta misma técnica fue utilizada en películas como “El Abismo Negro” o “El Dragón del Lago de Fuego”.
Fue una de las últimas películas de John Alcott, encargado de la cinematografía, que había logrado un Oscar por la cinematografía de “Barry Lyndon” de Stanley Kubrick, y que también había trabajado en “El Resplandor” y “La Naranja Mecánica”. Como encargado de fotografía en esta película, se encargó de numerosas escenas que fueron rodadas en África.
En la película se hace referencia a una leyenda que narra la existencia de criaturas denominadas Mokele-mbembe en África. Dicha leyenda es real, y el nombre de las criaturas se traduce como “aquellas que detienen el curso de los ríos”. La ubicación de dichas criaturas tendría lugar en el Río Congo. La leyenda surge de varias culturas africanas, en particular la pigmea. La existencia verdadera de la criatura es asunto de debate entre criptozoólogos, aunque tiene un origen claramente mitológico. Los relatos y tradición oral describen a la criatura de color gris, tamaño superior a un elefante, cuello largo y flexible, y un solo diente a veces descrito como cuerno. Otros atributos que varían son una cola parecida a la de un caimán, y huellas de hipopótamo, aunque más grandes y palmeadas. Tal es la creencia de dicha criatura, que hay pescadores nativos que evitan ciertas zonas pantanosas donde creen que habita. De ahí surgió la idea de hacer que la criatura fuera un dinosaurio, y la trama de la película.
El villano de la película, el Doctor Eric Kiviat, esta basado ligeramente en el Doctor Roy Mackal, biólogo, ingeniero y bioquímico de la Universidad de Chicago, y sus expediciones por África en busca de la criatura. Su viaje en 1980 con su colega James Powell fue un segmento de un episodio de la serie de televisión “El Misterioso Mundo de Arthur C Clarke”.
William Katt, que interpreta al protagonista, fue famoso por protagonizar la serie “El Gran Héroe Americano”, y un año más tarde por la película de terror “House”. Su compañera Sean Young había participado en películas como “Dune” o “Blade Runner”, donde interpretaba a la replicante Rachael.
Los efectos de los dinosaurios se realizaron mediante la técnica de animatrónica, ya que todavía se estaba lejos de poder realizar efectos digitales. Evidentemente, los efectos dan sensación de malos vistos hoy en día, debido a lo que han avanzado en las últimas décadas. Jerry Goldsmith compuso la banda sonora el mismo año que tuvo que componer las de las películas “Rambo II” y “Legend”. El compositor realizó una banda sonora con un tono apropiado al de un cuento de aventuras. El tema principal es uno que describe el aspecto juguetón de la cría del dinosaurio.
La película recaudó casi quince millones de dólares, pero a pesar de eso tuvo una recepción considerablemente negativa por parte de la crítica.

NOTA PERSONAL
Es evidente que los efectos especiales de esta película parecen particularmente rudimentarios, sobre todo si los comparamos a los actuales. Y es que siempre he creído que esto es un error, y que los efectos no resultan tan esenciales, si detrás de ellos se encuentra una película lograda. Dicho esto, siempre he elogiado esta película que vi al comienzo de mi adolescencia, como una efectiva trama de acción, un buen reparto de actores, y he llegado a defender al personaje de Baby como entrañable. Claro esta que hay muchas licencias científicas, y que los dinosaurios quedan a años luz de los logrados por “Parque Jurásico”, pero hay que saber ver las películas dentro de sus posibilidades, y de su época.
La película hace uso de una leyenda verdadera, y a partir de esta consigue crear una historia típica de héroes defensores de la naturaleza, huyendo del clásico villano que solo busca explotarla para su propio beneficio. William Katt era uno de mis actores ídolos en la adolescencia, y es evidente el nivel de interpretación de Sean Young, que ya había interpretado a la perfecta Rachael en “Blade Runner”. La pareja tiene una excelente contrapartida en el villano protagonizado por Patrick McGoohan. También es elogiable todo el entorno en el que la trama se desarrolla, con una de esas clásicas bandas sonoras que se quedan en la memoria.
Por estas razones siempre me han sorprendido unas críticas un tanto exageradas en torno a esta película, que me parece lograda, llegando a considerarla como capaz de entretener al público más joven aún a día de más. Quizás parte de su mala suerte se debe a que se estrenó en el año de algunas de las mejores películas de la década de 1980. De hecho, yo acudí a verla al cine con algunos amigos, y recuerdo que en aquel entonces todos quedamos más que satisfechos. Volví a verla hace poco, y debo reconocer que es de esas películas que consiguen recordarte de aquellos momentos, en los que eras un chaval, y disfrutabas de una buena aventura.

HISTORIA (esta sección contiene detalles de la trama y el argumento)
La película comienza explicando que en la selva ecuatorial del oeste de África existen rumores de la existencia de una criatura reptil más grande que un elefante, llamada por los nativos Mokele-Mobembe. Se han organizado expediciones en su búsqueda, pero ninguna ha tenido éxito.
En una ciudad Africana, durante un desfile de celebración, el Doctor Eric Kiviat asesina al Doctor Etienne, que intentaba escapar de este, para hacerse con las fotos de la criatura Mokele-Mobembe que resulta ser un brontosaurio, criatura que el doctor asesino ha estado buscando.
En el África Central, La Doctora Susan Matthews-Loomis, paleontóloga, encuentra el hueso de una vertebra cervical, que cree pertenece a un brontosaurio, sin embargo su jefe el Doctor Eric Kiviat le señala que no tiene más de ochenta años, y pertenece a una jirafa. Su esposo George ha recibido una oferta como redactor deportivo en Estados Unidos. In embargo, Kiviat ha mentido a Susan, y realmente piensa que el hueso pertenece a un brontosaurio.
George le pide a Susan que en esta ocasión le den una oportunidad a su sueño. Antes de marcharse, Susan conoce al Doctor Pierre Dubois, que le habla de una tribu que ha enfermado tras comer restos de un animal no identificado, y le muestra un hueso de dicho animal idéntico al que la joven había encontrado. Curiosa, Susan le pide a George que de camino se detengan por el poblado de la tribu que ha enfermado, pero este se niega.
A la mañana siguiente, George descubre que Susan ha decido partir al poblado, y decide seguirla. Allí, el jefe de la tribu dibuja el animal de cuya han comido en la arena, y el dibujo parece un brontosaurio. Tras averiguar donde se divisó a la criatura, la pareja parte hacia allí, mientras Kiviat descubre mediante Dubois lo que la pareja esta haciendo, y se da cuenta de que ha estado buscando en el lugar equivocado. Mientras tanto, George y Susan llegan al lugar donde son abandonados por su aterrorizado guía. La pareja conoce a una tribu en el lugar, cuya amistad se ganan tras regalarles su cámara de fotos instantánea. Susan muestra el dibujo de un brontosaurio al jefe, preguntándole si lo ha visto, y este se muestra poco receptivo y algo asustado. Tras oír un extraño sonido, la tribu desaparece. George y Susan se disponen a pasar la noche en su tienda de campa, que es desmantelada por un enorme brontosaurio, que deja a la pareja atónita.
Mientras tanto, Kiviat ha partido al lugar acompañado del Coronel Nsogbu y un ejército como protección. A la mañana siguiente, George y Susan descubren al brontosaurio, al que siguen para observarle. Pronto descubren que hay una pareja, con una pequeña cría. Intentando colocarles un transmisor de seguimiento, la pareja preparan fruta para la familia de dinosaurios, con la intención de que estos se habitúen a ellos. El plan funciona, en particular con la cría que se acerca cada vez más ellos. Sin embargo, Kiviat y su ejército personal localizan a la madre de la cría, a la cual disparan tranquilizadores logrando dejarla dormida. Aparece entonces el macho, al que el ejército comienza a disparar, hasta que logran acabar con su vida.
Al lugar llegan George y Susan para descubrir lo que ha pasado. George se enfrenta a Kiviat para ser noqueado por el Coronel, el cual recibe la orden de matarle. Justo en ese momento aparecen los miembros de la tribu, que atacan al ejército, lo que permite que George y Susan logren escapar con la cría. La tribu se retira, y Kiviat ordena que preparen a la hembra de brontosaurio para ser transportada. Por su parte, George y Susan se encargan del cuidado de la cría, y deciden desenmascarar a Kiviat. La cría de brontosaurio es bautizada por la pareja como Baby. Pronto encuentran el campamento de Kiviat, donde la hembra continúa atada y sedada. En un intento de liberar a la madre de Baby, la pareja es capturada por el ejército de Kiviat, aunque la cría sigue libre.
Kiviat habla con la pareja explicando el valor que la cría tiene para él, y que es consciente de que le han puesto un transmisor, con lo que no llegara muy lejos. Tras esto, el ayudante de Kiviat le informa que el exceso de sedantes en la hembra comienza a suponer un riesgo para esta. Kiviat decide tomar acción asesinando al Coronel, y culpando a George y Susan, a los que acusa de ser agentes de la CIA. Aun así, Kiviat convence al Sargento, que toma el mando, para que les deje con vida, pues los necesita para localizar a la cría. A bordo de un helicóptero, Kiviat localiza a la cría, y el Sargento, comienza a disparar dardos sedantes sobre esta desde el helicóptero. George y Susan comienzan una pelea a bordo del helicóptero, logrando arrojar al Sargento, y que un arma dispare sobre el piloto. Tras esto, la pareja salta al río.
Tras reunirse con Baby, George y Susan se ocultan en la selva, seguidos por el helicóptero, y deciden ocultarse en una cueva. El helicóptero aterriza, con lo que los héroes se ven forzados a avanzar por los túneles de la cueva, en la que Kiviat y algunos soldados entran también. Rodeados, logran escapar de la cueva a través de una corriente de agua a la que saltan. Baby se altera y sale corriendo, y al seguirle, George y Susan observan como Kiviat regresa a una embarcación que arrastra a la madre en una enorme balsa. Baby intenta llegar con su madre, y es capturado por Kiviat, ante la frustración de la pareja.
George y Susan se rencuentran con la tribu, que les lleva hasta su piloto, que ha regresado en su busca. Kiviat llega al campamento con la madre y la cría, donde George comienza a provocar un incendio con la intención de distraer a los miembros del ejército. Con la ayuda de la tribu, la pareja inicia un ataque sobre el campamento, que comienza a verse sumido en el caos. George y Susan aprovechan el caos para liberar a la madre de Baby, que comienza a provocar aún más caos. Kiviat intenta escapar con la cría en una camioneta, perseguido de cerca por la hembra, George y Susan. La pareja consigue provocar que la camioneta de Kiviat vuelque, y este es devorado por la hembra. Baby consigue recuperarse del accidente, y se reúne finalmente con su madre, y ambos regresan a la selva. George y Susan deciden no revelar su existencia, para que esta continúe siendo una leyenda.

ESCENA
George y Susan atacan el campamento de Kiviat liberando a la hembra de Brontosaurio, y se embarcan en la persecución de Kiviat, que intenta huir con la cría.

1 comentario:

  1. Exelente Pelicula una de mis preferidas de la infancia don muy buenos efectos para la epoca. Saludos

    ResponderEliminar