- Los comentarios están activados para que podáis dejar vuestras opiniones, siempre que respeten las ajenas y no hagan uso de vocabulario inadecuado. Si estás condiciones no se respetan, los comentarios serán eliminados.
- No permito el uso de links en los comentarios, es una norma generalizada debido a los problemas que me han causado algunos en el pasado

miércoles, 22 de abril de 2015

SPARTACUS

TITULO ORIGINAL
Spartacus
CREADOR
Steven S. DeKnight
PRODUCCION
Steven S. DeKnight, Robert Tapert, Sam Raimi, Joshua Donen
REPARTO ORIGINAL
Andy Whitfield & Liam McIntyre (Espartaco), John Hannah (Quinto Batiato), Manu Bennett (Crixo), Dustin Clare (Gannicus), Lucy Lawless (Lucrecia), Lesley-Ann Brandt & Cynthia Addai-Robinson (Naevia), Viva Bianca (Ilithya), Craig Parker (Claudio Glabro), Peter Mensah (Enomao), Craig Walsh Wrightson (Salonio), Nick E. Tarabay (Ashur), Erin Cummings (Sura), Jai Courtney (Varro), Dan Feuerriegel (Agron), Katrina Law (Mira), Pana Hema Taylor (Nasir), Simon Merrells (Marco Licinio Craso), Todd Lasance (Julio César), Anna Hutchison (Laeta), Christian Antidormi (Tiberio Craso)
FECHA DE ESTRENO Y FINAL
Del 22 de Enero de 2010 al 12 de Abril de 2013
CANAL DE EMISION
Starz
COMPOSITOR DEL TEMA MUSICAL
Joseph LoDuca
NÚMERO DE EPISODIOS
TEMPORADA 1: 13 Episodios
TEMPORADA 0:   6 Episodios
TEMPORADA 2: 10 Episodios
TEMPORADA 3: 10 Episodios

CURIOSIDADES
El gladiador conocido como Espartaco  fue un tracio que lideró una gran revuelta de los esclavos de la Republica de Roma desde el año 73 al año 71 Antes de Cristo. Dicha revuelta comenzó en Capua, donde residió como esclavo. Steven S. DeKnight y Robert Tapert, ambos productores ejecutivos, decidieron concentrarse en crear una estructura que sirviera de base a la vida de Espartaco antes de su vida como esclavo. Esto supuso todo un reto debido a que no existen documentos históricos con información acerca de ese periodo de su vida. De hecho, el personaje no menciona su nombre real durante la película, porque éste se desconoce. Se decidió intentar transmitir el realismo de la decadencia de la Republica, mediante el uso de violencia, lenguaje y escenas sexuales considerablemente gráficas.
La serie comenzó a rodarse a principios de 2009, y tras una campaña extensa de promoción se optó por estrenar la finalizada temporada en enero de 2010. Se optó porque cada temporada gozara de un título, y el de la primera fue “Sangre y Arena”. 
Un mes antes del estreno, se decidió que la serie gozaría de una segunda temporada. La primera temporada se concentró en como Espartaco se convertía en gladiador y se veía inspirado a comenzar una revuelta de esclavos. Sin embargo, un mes después de que acabara de emitirse la primera temporada, los productores anunciaron que la segunda temporada sufriría un retraso indeterminado. El motivo era que el actor que interpretaba a Espartaco, Andy Whitfield, había sido diagnosticado con Linfoma no hodgkiniano, un tipo de cáncer. Debido a ese retraso y al no saber hasta cuando el mismo podría durar, se decidió crear una temporada que sirviera de precuela a la primera temporada, y que contara la historia de la Casa de Batiato previa a la llegada del famoso gladiador. De esta forma, se le concedía a Whitfield  tiempo para ser sometido a tratamiento médico. La precuela contó con estrellas de la primera temporada, como John Hannah en el papel de Batiato y Lucy Lawless  en el papel de Lucrecia. También se optó por presentar al personaje de Gannicus, interpretado por Dustin Clare, cuya primera aparición se había reservado para la segunda temporada.
En septiembre de 2010, cuando la precuela todavía no había sido estrenada, se anunció que el cáncer de Whitfield había vuelto a desarrollarse, y que el actor no sería capaz de participar en la segunda temporada, cuya fecha de estreno estaba planeada para septiembre de 2011. Sin embargo, también se optó por seguir adelante con la serie, comenzando a realizar las pruebas necesarias para buscar a otro actor que siguiera adelante con el papel. Cuando se le preguntó por su opinión al respecto, Whitfield declaró que era lo más sensato y que apoyaba la decisión al cien por cien. DeKnight y los productores explicaron que al principio tuvieron serias dudas acerca de si se debía seguir adelante o no con la serie sin Andy Whitfield. El equipo consideraba que el actor era el “centro de gravedad” de toda la serie. Buscar a otro actor para protagonizar una serie iniciada era un recurso muy poco utilizado, por lo que debatieron sobre el asunto hasta que el propio Whitfield expresó su opinión de la necesidad de completar la serie, y narrar la historia completa del gladiador tracio. 
En enero de 2011, se anunció que Liam McIntyre había seleccionado para reemplazar a Whitfield. De hecho, no fue el único cambio de reparto. Debido al retraso de producción, la actriz Lesley-Ann Brandt no fue capaz de volver a interpretar a Naevia en la segunda temporada. La actriz fue reemplazada por Cynthia Addai-Robinson, y finalmente se anunció la que la segunda temporada se titularía “Venganza”, y se estrenaría en enero de 2012.
Andy Whitfield falleció el once de septiembre de 2011, año y medio después de su diagnóstico inicial, a la edad de treinta nueve años. La mayoría de los historiadores coincide en que Espartaco probablemente falleció a la edad de treinta y ocho años. El actor había desarrollado una gran amistad con el actor Jai Courtney, quien había interpretado a Varro en la primera temporada. De hecho, Whitfield había explicado en más de una ocasión que esa la razón por la que la amistad entre Espartaco y Varro había resultado tan realista. Liam McIntyre se incorporó al necesario entrenamiento en el “Campamento de Gladiadores” creado para la serie. 
Comenzó con un peso bastante inferior al necesario debido a otro papel que acababa de realizar. Originalmente, Lucrecia iba a fallecer en la Masacre del Ludus. Sin embargo, se optó por que sobreviviera y continuara su papel en la segunda temporada. Esto se debió a que su personaje se había convertido en muy popular, impresionando tanto al equipo como a los fans de la serie. También se decidió que era necesario incrementar el número de rostros familiares para la audiencia, tras la muerte de Whitfield. Se consideró realizar una película entre la segunda y última temporada, pero los guionistas se percataron de que tendrían que cortar mucho material sino querían que la película no fuera permitida para espectadores menores de dieciocho años.
La última temporada se tituló “La Guerra de los Condenados”. La primera abordaba un periodo de aproximadamente dos años, la segunda comenzaba unas semanas después de la masacre, y la tercera y última sufría el salto temporal más amplio, comenzando dos años después. 
Se tomó esa decisión para avanzar la trama hasta el punto en el que Craso se veía involucrado, sin concentrarse en otros generales y batallas que tenían lugar mientras Espartaco incrementaba su ejército. Inicialmente, el guion reflejaba que Laeta besaba a Espartaco cuando este perdía la vida. Sin embargo, Dan Feuerriegel opinó que debía de ser su personaje de Agron quien debía hacerlo. El actor consideraba que sería un momento más emotivo si este gesto procedía de alguien a quien el gladiador considerara un hermano. Además de esto, Agron se convertía en el único superviviente de la Casa de Batiato.
Tras finalizar la serie, varios actores consiguieron papeles en la serie de televisión “Arrow”.

NOTA PERSONAL
Después de haber disfrutado considerablemente de la serie de “Roma” no creí que encontrara otra serie actual de temática similar que me volviera a impresionar. 
Sin embargo, debo admitir al declarar que esta serie sobre Espartaco me sorprendió de forma contundente. Primero tengo que elogiar a sus productores, quienes se vieron enfrentados a numerosos contratiempos para poder contemplar la serie. Dicho esto, expresaré mi opinión sobre cada una de las temporadas.
La primera temporada es sin lugar a dudas mi favorita, con una trama interesante mezclada con la presentación de grandes personajes. La desgracia de And Whitfield fue tremenda, ya que su interpretación como el famoso gladiador me dejó completamente cautivado. La verdad es que su trabajo contrasta de forma evidente con el de otros actores que interpretan a gladiadores de forma bastante inferior. Además de ser una serie violenta y muy erótica, lo que más destacaría es su calidad como serie de intrigas, contando con formidables actores, sobre todo en el bando de los romanos. Destacaría a Lucy Lawless y Viva Bianca, que realizan una labor simplemente sobresaliente, y cuyas intrigas y tramas me tenían completamente enganchado. 
John Hannah era también una gran baza, aunque reconozco que me costaba verle fuera de su cómico papel en la saga de “La Momia”.
Aunque la precuela despertó dudas iniciales, debo admitir que acabé por disfrutar de ella, al otorgarnos tramas que ayudaban a entender el comienzo de la primera temporada. Así mismo, Lucy Lawless seguía realizando una soberbia labor como l intrigante y manipuladora Lucrecia. Además, tenía la virtud de seguir sorprendiendo a pesar de narrar una historia previa a la primera temporada. Ahora bien, debo reconocer que nunca le encontré la gracia al personaje de Gannicus, quien no logró despertar interés alguno en mí.
Con la tercera temporada, Liam McIntyre se enfrentó a la dura tarea de reemplazar a Whitfield. Desde mi humilde punto de vista, se quedó muy corto a pesar de no ser un mal actor. Quizás por eso fue una buena idea el seguir contando con Lucy Lawless, ya que la calidad de los actores se había visto seriamente disminuida. La nueva Naevia tampoco me llamó demasiado la atención. 
A pesar de ser una temporada de considerable acción, las tramas me parecieron bastante más pobres en lo relativo a Espartaco y los esclavos que lideraba.
El equipo de la serie debió pensar lo mismo, rectificando la situación con una excelente temporada que incluía a grandes actores como Simon Merrells y Todd Lasance. Las tramas de la rebelión se elaboraron todavía más, mostrando problemas internos y externos en la rebelión que encajaban bastante bien con la personalidad de los personajes. Las batallas como la toma de Sinuessa, la lucha cerca de Roma y la batalla  final me parecieron magistrales. El único fallo que señalaría fue el del pésimo actor Christian Antidormi en el papel de Tiberio Craso.
En términos serios y generales, me pareció una serie excepcional, que logró mantenerme enganchado de principio a fin, y que colabora a la hora de corroborar que las obras de sandalia y espada no han pasado a la historia.

HISTORIA (Resumen breve, debido a la extensión de la serie)
PRIMERA TEMPORADA- SANGRE Y ARENA: Bajo el mando del Legado Claudio Glabro, un soldado Tracio se ve involucrado en la lucha contra los Getas, enemigos comunes de los tracios y los romanos. Ilithya, esposa de Glabro le impulsa a ser más ambicioso atacando a Mitrídates VI, e ignorar las necesidades de los Tracios. El Tracio se siente traicionado e intenta escapar con su esposa Sura. Sin embargo, Glabro les localiza y condena a la esclavitud, separándoles. El Tracio es enviado a Capua, donde logra sobrevivir en la arena contra varios salvajes. Esto provoca que sea comprado por Batiato, un lanista ambicioso que desea triunfar en los juegos con sus gladiadores. El Tracio recibe el nombre de Espartaco, en honor al famoso rey tracio. Los Gladiadores de Batiato son entrenados por el Doctore Enomao, y entre ellos se encuentra un galo llamado Crixo, campeón de Capua, que se convierte en rival de Espartaco. Batiato parece incapaz de controlar a Espartaco, debido a su rebeldía, y lo promete reunirle con su esposa Sura si accede a cooperar. 
Espartaco también inicia una gran amistad con otro gladiador llamado Varro. Tras pasar por duras pruebas, Espartaco logra convertirse en Campeón de Capua, destronando a Crixo. Batiato localiza a Sura, pero acaba con su vida para asegurarse la lealtad de Espartaco, quien renuncia a sus orígenes y sueños de libertad. Batiato incrementa su popularidad, logrando tender una trampa a su rival lanista, Salonio, quien es ejecutado por el propio Espartaco en la arena. Sin embargo, Espartaco se ve obligado a luchar y acabar con la vida de Varro durante una celebración en la Casa de Batiato, debido a las manipulaciones de Ilithya, dispuesta a todo para vengar la vergüenza provocada a su esposo. Esto vuelve a cambiar su actitud, sobre todo al descubrir que Batiato es el responsable de la muerte de su esposa. Lucrecia, esposa de Batiato, mantiene una relación secreta con Crixo, y logra controlar a Ilithya para que ayude a su marido a conseguir un cargo político. Al descubrir que Crixo mantiene una relación con la esclava Naevia, Lucrecia la vende y se decide a acabar con Crixo enloquecida por los celos. 
Durante la proclamación del apoyo de Gabro a Batiato, Espartaco lidera una rebelión de los esclavos. Tanto Crixo como Enomao deciden apoyarle masacrando a todos los invitados. Crixo atraviesa con su espada a Lucrecia, quien esperaba su hijo; mientras Espartaco acaba con Batiato. Ilithya logra escapar, así como Ashur, un esclavo que ha traicionado y manipulado a sus compañeros para ascender en posición.
TEMPORADA PRECUELA- DIOSES DE LA ARENA: Antes de la llegada de Espartaco, Batiato se ve ensombrecido por la sombra de su padre, Tito, quien controla el negocio familiar de Gladiadores. Batiato solo tiene el apoyo de su esposa Lucrecia y su buen amigo Salonio, apostando todo en su campeón, Gannicus. Sus mayores oponentes son Tulio y Vettio, quienes han financiado la construcción del futuro anfiteatro. Tulio se indigna al no poder comprar a Gannicus de manos de Batiato, al que ataca y humilla constantemente, negándole un puesto en los juegos. Las cosas empeoran con la llegada de Tito, quien desaprueba los métodos de su hijo. 
Sin embargo, Batiato continúa con sus planes, nombrando a su gladiador Enomao como nuevo Doctore, y organizando orgías para posibles patrocinadores. En una de ellas, Gannicus se ve obligado a hacer el amor con Melita, esposa de Enomao, descubriendo su amor hacia ella. Batiato también compra al galo Crixo, quien prueba ser un gladiador prometedor, y utiliza a Ashur en sus manipulaciones. Para acabar con los impedimentos de Tito, Lucrecia le envenena, provocando también la muerte de Melita, y atribuyéndolas al vino envenenado de Tulio. Batiato y Salonio se alían para matar a Tulio, pero Salonio traiciona a su amigo haciéndose con todos sus gladiadores, despertando la ira de Batiato. Durante los juegos, Crixo hiere crucialmente al traicionero Ashur, mientras que Gannicus se convierte en campeón de Capua. Salonio vuelve a minar las aspiraciones de Batiato, proponiendo que a Gannicus se le conceda la libertad. Ya libre, Gannicus abandona la Casa de Batiato, mientras que Batiato y Lucrecia deciden depositar sus esperanzas en Crixo.
SEGUNDA TEMPORADA- VENGANZA: Tras escapar de la Casa de Batiato, Espartaco y sus hombres se refugian en las cloacas de Capua, planeando su siguiente movimiento. Enomao aún se siente perturbado por sus actos, y no participa. Mientras tanto, Glabro e Ilithya se instalan en la Casa de Batiato, donde descubren que Lucrecia ha sobrevivido, aunque ha perdido a su hijo. Glabro está convencido de que es un símbolo enviado por los dioses, y comienza a utilizar a Lucrecia para apaciguar la inquietud de la plebe. Sin embargo, Glabro se ve entorpecido por la interferencia de su rival político Varinio. Lucrecia parece sumida en la locura, y parece no recordar nada, desarrollando lo que parece una renovada amistad con Ilithya. Pronto descubre que fue Ashur quien la salvó, y el esclavo comienza a trabajar con Glabro para ayudarle en su venganza contra Espartaco y sus hombres, capturando a Enomao. Por su parte, Espartaco ayuda a Crixo a rescatar a Naevia de las minas, aunque resulta capturado durante la misión. 
Varinio organiza unos juegos especiales para ejecutar a Crixo y Enomao, que se ven enfrentados al propio Gannicus, contratado para la tarea. Espartaco lidera una misión de rescate, en la que los rebeldes hacen arder el anfiteatro de Capua, rescatando a Enomao y Crixo, quien comienza a entrenar a Naevia. Los rebeldes se instalan en un antiguo templo cerca del Vesubio, a donde Gannicus llega tras haber capturado a Ilithya, embarazada de su esposo. Gannicus intenta reconciliarse con Enomao, ya consciente de la aventura que mantuvo con su esposa. Ilithya es liberada cuando Glabro se niega a intercambiarla por armas. Varinio y Glabro atacan a los rebeldes en el Vesubio, donde Naevia se cobra su venganza acabando con Ashu, aunque Espartaco pierde a su nuevo amor, Mira. Rodeados, los rebeldes deciden contratacar. Durante el ataque, Enomao pierde la vida, aunque se reconcilia con Gannicus antes de caer. Varinio pierde la vida, mientras Espartaco por fin acaba con la vida de Glabro. Mientras tanto, la demente Lucrecia arranca al hijo de Ilithya mediante durante el parto, y se deja caer por el acantilado de la Casa de Batiato. Ilithya también pierde la vida debido a sus heridas.
TERCERA TEMPORADA- LA GUERRA DE LOS CONDENADOS: Tras la caída de Glabro, Espartaco y sus generales han aumentado su ejército de forma considerable, liberando a un considerable número de esclavos, incluyendo los retenidos en algunas minas. Ante la llegada del inminente invierno, Espartaco decide tomar la ciudad costera de Sinuessa del Valle, masacrando a los romanos que viven en ella y liberando a sus esclavos. En la ciudad, Espartaco comienza a sentirse atraído hacia la joven Laeta, esposa del fallecido líder político de la ciudad. Gannicus termina por enamorarse de una joven esclava llamada Sibila, que cambia su actitud hacia la vida. Para proteger a los supervivientes, Laeta decide ayudar a Espartaco. Sin embargo, ciertas distensiones han surgido entre Espartaco y Crixo, por la merced que el primero muestra hacia los prisioneros romanos. La tarea de acabar con la rebelión recae en Marco Licinio Craso, ayudado por su hijo Tiberio y un joven Julio César. En particular, Tiberio siente resentimiento hacia la crueldad de su padre, quien le obliga a acabar con su mejor amigo como parte del ritual de la decimatio. Tiberio responde violando a Kore, esclava favorita de su padre que termina por escapar. Estos dos últimos desarrollan una gran rivalidad entre sí. Craso consigue retomar Sinuessa, en parte gracias a Cesar que se ha infiltrado en la ciudad, y expulsar al ejército de Espartaco. Sin embargo, considera a Laeta como una traidora, y la convierte en esclava. Gannicus consigue rescatar a Laeta escapando con Sibila. Llegado el momento, Espartaco decide liderar a los esclavos a la libertad, mientras Crixo lidera otro grupo para atacar la ciudad de Roma. El ataque de Crixo acaba en tragedia cuando César y Tiberio consiguen acabar con su vida. Más adelante, Tiberio es capturado por los rebeldes, y asesinado por Kore. Llegado el momento de la batalla final, Naevia es asesinada por César, mientras que Craso consigue herir de muerte a Espartaco. Gannicus es capturado y crucificado, así como la propia Kore. Espartaco fallece ante la presencia de Laeta, Sibila, Agron y Nasir, sus dos hombres de confianza restantes. Espartaco es recibido por Sura en el más allá, así como Gannicus es recibido por Enomao. Craso se reúne con Pompeyo, quien le ha arrebatado toda la gloria de su victoria sobre Espartaco. A pesar de la frustración de Julio César, Craso decide seguir la corriente, consciente de que Pompeyo puede ser un gran aliado en el futuro. Espartaco, cuyo nombre real nunca ha sido revelado, es enterrado por los supervivientes, que se encaminan hacia su libertad.

ESCENA
Aquí dejó una recopilación de grandes momentos de la primera temporada, la cual destaca considerablemente sobre sus sucesoras. 

1 comentario:

  1. Hola Dani. La verdad es que coincido contigo en casi todos tus puntos: me pareció una serie con una ambientación y un trabajo de decorados y caracterización fascinante, con unas intrigas en el guión que te mantenían enganchado (ay esa Lucrecia, qué mala bicha era la jodía) y un nivel actoral bastante interesante. Por no hablar de los pedazo de chulánganos que aparecían ligeritos de ropa, claro. Si tuviese que buscarle un "pero", diría que la primera temporada fue un poco demasiado gore, pero entiendo que es un recurso utilizado ex profeso para mostrar el salvajismo de los espectáculos de gladiadores.

    ResponderEliminar