- Los comentarios están activados para que podáis dejar vuestras opiniones, siempre que respeten las ajenas y no hagan uso de vocabulario inadecuado. Si estás condiciones no se respetan, los comentarios serán eliminados.
- No permito el uso de links en los comentarios, es una norma generalizada debido a los problemas que me han causado algunos en el pasado

miércoles, 11 de mayo de 2011

ORIGEN

FECHA DE ESTRENO
8 de Julio de 2010
TITULO ORIGINAL
Inception
DIRECTOR
Christopher Nolan
PRODUCTORES
Christopher Nolan, Emma Thomas
GUION
Christopher Nolan
REPARTO
Leonardo DiCaprio (Dom Cobb), Joseph Gordon-Lewitt (Arthur), Ellen Page (Ariadne), Tom Hardy (Eames), Ken Watanabe (Señor Saito), Dileep Rao (Yusuf), Cillian Murphy (Robert Michael Fischer), Tom Berenger (Peter Browning), Marion Cotillard (Mallorie Cobb), Pete Postlethwaite (Maurice Fischer), Michael Caine (Profesor Stephen Miles), Lukas Haas (Nash), Talulah Riley (Rubia), Miranda Nolan (Azafata)
CINEMATOGRAFÍA
Wally Pfister
BANDA SONORA
Hans Zimmer
DISTRIBUIDA POR:
Warner Bros. Pictures
DURACIÓN
148 minutos

MALLORIE COBB: “¿Qué haces tú aquí?”
ARIADNE: “Me llamo…”
MALLORIE COBB: “Se quien eres. ¿Qué haces aquí?”
ARIADNE: “Solo intento entender.”
MALLORIE COBB: “¿Tú qué vas a entender? ¿Sabes lo que es amar a alguien, ser la mitad de un todo?”
ARIADNE: “No.”
MALLORIE COBB: “A ver si entiendes esto. Estas esperando un tren, un tren que te llevará muy lejos. Sabes donde quieres que ese tren te llegue, pero no donde te va a llevar. Pero no te importa. ¿Cómo puede no importarte donde te lleve ese tren?”
DOM COBB: “Porque estaréis juntos.”

CURIOSIDADES
La película fue desarrollada por Nolan basado en el concepto explorar la idea de compartir el espacio de los sueños, introducirse en ellos y compartirlos. Esto derivaba en la habilidad de alguien para acceder a la mente subconsciente de otra persona, de esta forma se podría acceder a información del cerebro de alguien y extraerla. Nolan se inspiró en trabajos de José Luis Borges así como en la película anime “Paprika” del director Satoshi Kon del año 2006. El concepto básico del film había rondado por su cabeza desde que tenía dieciséis años, contemplando la idea de estar consciente dentro de su propio sueño, y alterar el entorno dentro de este. A pesar de los diversos estudios que Nolan realizó sobre los sueños para su película, un investigador de la Universidad de Harvard llamado Deirdre Barrett señaló que algunos de los detalles expuestos en la película eran inexactos.
Inicialmente, Nolan consideró que le película fuera una de terror, pero cambio de opinión decidiendo que girase alrededor de un robo. Añadió elementos emocionales como la relación entre Cobb y su fallecida esposa dentro del mundo de los sueños. El trabajo de Nolan sobre el guión duró sobre unos diez años. Continuó tomando ideas que le influenciaron de películas como “Matrix”, “Dark City” o “Memento”. Tras realizar “El Caballero Oscuro”, Nolan se lanzó a este proyecto dándose cuenta de la necesidad de un gran presupuesto debido a la naturaleza infinita de la mente que deseaba mostrar.
Leonardo DiCaprio fue el primer actor seleccionado para la película. Nolan llevaba años intentando que el actor participara en alguno de sus proyectos, pero no lo logró hasta esta película. DiCaprio aceptó al mostrarse intrigado por el concepto, y como el mundo de los sueños afectaba a la vida real de su personaje. DiCaprio y Nolan pasaron meses discutiendo los distintos aspectos del guión.
El rodaje principal comenzó en Tokio en junio de 2009 con la escena en la que Saito contrata a Cobb. Tras esto se trasladó a Inglaterra para rodar en Cardinton, un hangar aéreo en el norte de Londres. Allí se construyó el decorado del bar del hotel y un corredor que podría girarse hasta trescientos sesenta, grados para crear el efecto de carencia de gravedad. Tras esto el rodaje se trasladó a Francia donde filmaron las escenas de Ariadne y Cobb en Paris. Las autoridades no permitieron el uso de explosivos para la escena, y se utilizaron nitrógeno de alta presión. Otros lugares de rodaje incluyeron Tánger y Mombasa. Finalmente se trasladaron a Los Ángeles donde una serie de decorados habían sido construidos por Warner Bros, incluyendo el castillo de estilo japonés de Saito. La última fase de rodaje tuvo lugar en Alberta a finales de noviembre de 2009, para las escenas de la fortaleza en la montaña, un centro de ski que había sido cerrado.
El cinematógrafo Wally Pfister se encargó de dotar a cada una de las localizaciones y niveles de sueño de un aspecto distintivo. Esto fue realizado para que la audiencia pudiera saber donde se encontraban en determinados momentos en la que la acción de los distintos niveles se entrelazaba. Para las escenas de las secuencias de los sueños, Nolan mantuvo el uso de tecnología generada por ordenador al mínimo, en deferencia a sistemas más prácticos. Los efectos más complicados fueron los de la ciudad del Limbo al final de la película. En lo relativo al final, Nolan nunca se ha declarado, prefiriendo que el espectador sea quien decida. Solo ha indicado que lo importante es que Cobb ha dejado de prestar atención a la peonza, y solo se centra en sus hijos.
La banda sonora compuesta por Hans Zimmer tenía el propósito de transmitir nostalgia y tristeza para acompañar a los sentimientos de Cobb a lo largo de la película. Fue compuesta simultáneamente con el rodaje de las distintas escenas.
La película fue un éxito de taquilla, y recibió críticas muy positivas considerándola una película con una historia innovadora e inteligente. Es la segunda película de Nolan más taquillera hasta la fecha, después de “El Caballero Oscuro”, y la segunda de Leonardo DiCaprio, después de “Titanic”.
La película se hizo con los Oscar a Mejor Edición de Sonido, Mejor Sonido, Mejor Cinematografía y Mejor Efectos Visuales. Otras nominaciones no premiadas fueron a Mejor Película, Mejor Dirección, Mejor Guión Original, Mejor Banda Sonora y Mejor Dirección Artística.

NOTA PERSONAL
Fui a ver esta película este verano, y la verdad es que me dejó completamente fascinado. Supongo que todo el que tenga un poco de soñador experimentará la misma sensación. Tanta fue mi fascinación que a la semana siguiente acudí a verla de nuevo con la intención de pillar algunos detalles que se me pudieran haber perdido, y así fue. Me encantan este tipo de películas que puedes seguir viendo, al mismo tiempo que captas nuevos detalles que antes se te habían escapado.
El mundo de los sueños siempre me ha parecido fascinante, y la idea de poder estar consciente de que sueñas también, con lo cual me encantó la idea de usarlos para robar información de un individuo en cuestión.
Pero lo que más me sorprendió dentro de la complejidad de esta historia, fue el impacto que produce el personaje interpretado por DiCaprio, y sus complejidades en lo relativo al fallecimiento de su esposa, y las consecuencias que se nos muestran durante el desarrollo de la narración. Esto resulta conmovedor cuando una película de temática fantástica se combina con semejantes niveles de tristeza y nostalgia.
Y es que lo impresionante es que la película no trata tanto de sueños, sino de la necesidad de obtener catarsis en nuestras vidas, de superar esos sentimientos negativos que nos han perseguido siempre, y que nos impiden conseguir determinada paz personal. Esto resulta particularmente fascinante, pues la película no pretende que el espectador comprenda todos los aspectos que contiene, simplemente usa la complejidad de la mente, para llevarnos a través de una experiencia sentimental.
¿Qué es real? Esta es una de las preguntas que prácticamente todas las personas que accedieron al cine, al mismo tiempo que yo, se preguntaban. En lo relativo al final que tanto ha dado de hablar, enseguida me sorprendió la importancia que le daba la gente a si el personaje de Cobb estaba o no soñando. Yo enseguida me percaté de que había conseguido su propia catarsis, y que su obsesión por su tótem y el mundo de los sueños había sido reemplazada, por el ansia de reencontrarse con sus hijos. Por estos motivos yo lo interpreté como un retorno a la realidad.

HISTORIA (esta sección contiene detalles de la trama y el argumento)
Dom Cobb y su socio Arthur se dedican al robo de información infiltrándose en los sueños de la gente par llegar a subconsciente. Cada uno utiliza un tótem para no perder noción de lo que es real y lo que no. El comportamiento de dicho objeto les indica si se encuentran soñando o no. En el caso de Cobb se trata de una pequeña peonza que no deja de girar e sus sueños. Sin embargo, en el último trabajo de la pareja, son traicionados por su arquitecto de sueños Nash, y fracasan a la hora de extraer información de la mente de un hombre de negocios llamado Saito. Otro de los problemas a los que se enfrentan en el mundo de los sueños es la proyección del subconsciente de Cobb de su fallecida esposa Mal, que a menudo aparece en sus sueños para sabotear sus intenciones
Sin embargo, Saito se dirige a Cobb para contratarle en la misión de llevar a cabo “Origen”, implantar una idea dentro de la mente subconsciente de una persona. La intención de Saito es acabar con el imperio de su competidor Maurice Fischer, que esta a punto de fallecer. Para ella desea implantar la idea de que lo disuelva en la mente de su heredero, su hijo Robert. Si Cobb logra llevar a cabo dicha misión, Saito utilizara sus influencias para los cargos que Cobb mantiene sobre el asesinato de su esposa se retiren, y pueda regresar a su país para reencontrarse con sus hijos.
Cobb reúne a un equipo que incluye a Eames, un imitador de identidades en la mente, Yusuf, que procura el sedante necesario para las distintas capas de sueño que se puedan requerir, y Ariadne, una joven y prometedora arquitecto que diseñara los escenarios de los sueños en los que se sumerjan. Saito se une al equipo para comprobar que todo sale como han acordado. Planeando la misión, Ariadne descubre los sentimientos de culpabilidad con los que Cobb esta en conflicto, y que Mal no fue asesinada, sino que se suicidó.
Cuando Maurice Fischer fallece, el plan se pone en marcha, y Robert acompaña al cuerpo de su padre en un vuelo desde Sydney hasta los Ángeles. La compañía del vuelo es adquirida por Saito, y todo el equipo acompaña a Robert que es sedado durante el vuelo. Robert es llevado a tres niveles de sueño, en cada cual un miembro del equipo a de permanecer para provocar la patada en cadena que hará que todos se despierten en el momento preciso. En el primer nivel, Yusuf sueña con una ciudad lluviosa donde el equipo captura a Robert, pero descubren que el subconsciente del heredero ha sido entrenado para defenderle con capacidad militar. Saito recibe un disparo en ese nivel, pero debido al sedante de Yusuf, morir no despertará a nadie, sino que lo sumergirá en el limbo, un nivel profundo del subconsciente donde uno puede perder la noción de lo que es real y quedar atrapado.
Eames toma la apariencia del tío de Robert, Peter Browning, para hacerle creer que existe un segundo testamento que puede acabar con el imperio de su padre, para que Robert intente construir uno por su cuenta. Yusuf permanece en el primer nivel conduciendo una furgoneta con el resto del equipo que duerme al siguiente nivel, perseguido por el subconsciente de Robert. El segundo nivel es el sueño de Arthur, en un hotel corporativo. Allí, Cobb vuelve a Robert en contra de Browning y le persuade para que se una al equipo haciéndose pasar por el jefe de seguridad de su subconsciente. Todo el equipo pasa al tercer nivel, excepto Arthur, que es una fortaleza en la nieve, en el sueño de Eames, pero que Robert cree es el subconsciente de su tío Browning.
Mientras tanto, Yusuf se ha visto obligado a adelantar la patada haciendo que la furgoneta se desprenda por un puente. Esto obliga a Arthur a improvisar una patada en el segundo nivel, donde ha desaparecido la gravedad, provocando una explosión que haga caer un ascensor, mientras que la patada del tercer nivel es una avalancha. Saito fallece de su disparo, mientras Mal aparece para sabotear la operación disparando sobre Robert, que cae el Limbo también. Cobb y Ariadne deciden dirigirse al Limbo con la intención de rescatar a ambos y finalizar la misión.
Allí, Cobb se enfrenta a la proyección de Mal, y confiesa que fue responsable de su suicidio. Cuando la pareja pasó largo tiempo en el limbo y Mal perdió sentido de la realidad, Cobb utilizó “origen” para implantar la idea de que el mundo en el que estaban no era real. Sin embargo, la idea permaneció con Mal en el mundo real, y esta se suicidó convencida de que todavía debía despertar, dejando una carta que acusaba a Cobb para convencerle de que hiciera lo mismo, convirtiéndole en un fugitivo. Mientras Ariadne vuelve con Robert al tercer nivel, Cobb consigue catarsis, superando la perdida de su esposa, y decide buscar a Saito.
En el tercer nivel, Robert acepta la idea de que su padre estaba decepcionado porque había intentado seguir sus pasos, cuando lo que deseaba era que construyera su propio imperio. Los miembros del equipo escapan a través de las sucesivas patadas de nivel en nivel. Cobb logra encontrar a Saito que ha permanecido en el Limbo durante décadas, en el tiempo equivalente a los sueños. Los dos se ayudan mutuamente a recordar su propósito, y el trato que han hecho para escapar del limbo, y ascender a la realidad.
Todo el equipo se despierta en el avión, donde Saito realiza una llamada que permite que Cobb vuelva a entrar a los Estados Unidos. Cobb pasa por inmigración tras cruzarse con sus colegas al recoger las maletas. De vuelta a casa hace girar su peonza para saber si aún esta soñando, pero decide ignorarla reuniéndose con sus hijos, y sin saber si esta ha caído o no.

ESCENA
Ariadne recibe su primera clase de prácticas en el mundo de los sueños como arquitecta, hasta que el subconsciente de Cobb la obliga a despertar en la forma de Mal.

2 comentarios:

  1. Esta película es genial quedé tan sorprendida como tú, el mundo de los sueños es fascinante.

    ResponderEliminar
  2. Es buenísima esta peliculaa !!... Me dejo impactada como tu... !! !!
    Cuanta imaginación puede tener uno !!

    ResponderEliminar