- Los comentarios están activados para que podáis dejar vuestras opiniones, siempre que respeten las ajenas y no hagan uso de vocabulario inadecuado. Si estás condiciones no se respetan, los comentarios serán eliminados.
- No permito el uso de links en los comentarios, es una norma generalizada debido a los problemas que me han causado algunos en el pasado

viernes, 10 de diciembre de 2010

JAMES BOND CONTRA GOLDFINGER

FECHA DE ESTRENO
17 de Septiembre de 1964
TITULO ORIGINAL
Goldfinger
DIRECTOR
Guy Hamilton
PRODUCTORES
Harry Saltzman, Albert R. Broccoli
GUION
Richard Maibaum, Paul Dehn
Basado en la novela de Ian Fleming
REPARTO
Sean Connery (James Bond), Honnor Blackman (Pussy Galore), Gert Fröbe (Auric Goldfinger), Shirley Eaton (Jill Masterson), Harold Sakata (Oddjob), Tania Mallet (Tilly Masterson), Bernard Lee (M), Cec Linder (Felix Leiter), Martin Benson (Señor Solo), Desmond Llewelyn (Q), Lois Maxwell (Señorita Money Penny), Austin Willis (Señor Simmons), Michael Mellinger (Kisch), Burt Kwouk (Señor Ling), Richard Vernon (Coronel Smithers)
CINEMATOGRAFÍA
Ted Moore
BANDA SONORA
John Barry
DISTRIBUIDA POR:
United Artists
DURACIÓN
110 minutos
PRECECEDIDA POR
Desde Rusia con Amor
CONTINUADA POR
Operación Trueno

JAMES BOND: “Este rayo suyo corta como un rayo. Gracias por demostración.”
AURIC GOLDFINGER: “Pruebe usted su último chiste señor Bond, pronto será el último. El objeto de nuestros dos primeros encuentros, esta ahora muy claro para mi, y no voy a dejarme perturbar por otro. Buenas noches señor Bond.”
JAMES BOND: “¿Espera usted que hable?”
AURIC GOLDFINGER: “No Señor Bond, espero que muera.”

CURIOSIDADES
Se trata de la tercera película de la saga del Agente 007, y obtuvo un presupuesto de tres millones de dólares, el cual era considerado considerable para la época. Guy Hamilton dirigió la película y consiguió que esta batiera records de taquilla, siendo la primera de toda la saga en adquirir el apelativo de Blockbuster. Terence Young, que había dirigido las dos películas anteriores, se negó a dirigir esta debido a una discusión acerca de su sueldo. Uno de los cambios que Hamilton decidió llevar a cabo fue el de convertir a James Bond en un héroe más vulnerable, creando villanos que pudieran parecer muy poderosos. Lo curioso es que Hamilton conocía a Ian Fleming personalmente, y se había negado a dirigir “Agente 007 Contra el Doctor No”.
“Goldfinger” fue elegida como tercera película siendo la séptima novela en la colección de 007, y Richard Maibaum se encargó de la adaptación del guión tal y como hiciera con las dos anteriores. De hecho arregló un hueco en el argumento de la novela, que había sido seriamente criticado, en el que Goldfinger intenta robar Fort Knox. En la película, el propio Bond revela que le llevaría al menos doce días para realizar dicha hazaña, a lo que Goldfinger revela su plan completo. A pesar de este arreglo, Maibaum no se sintió del todo satisfecho con su primer borrador, por lo que solicitó la ayuda de Paul Dehn para finalizar el guión. Este cambió bastantes cosas del borrador, lo que provocó el disgusto de Sean Connery, y la necesidad de que Maibaum regresara a arreglar el entuerto.
Antes de esta película, los característicos “Gadgets” de Bond no eran una parte importante de su universo. Las cosas cambiaron con este tercer film, y el diseñador de producción Ken Adam, escogió el coche DB5, siendo este la última versión del Aston Martin, que Bond conducía en la novela. Aunque la compañía se mostró reticente, finalmente se accedió al uso de publicidad por emplazamiento. En el guión, el coche solo estaba equipado con una ráfaga de humo, pero el equipo comenzó a sugerir distintos Gadgets que podían ser utilizados el automóvil. Hamilton sugirió la matricula giratoria debido a la cantidad de multas que había recibido. Su hijastro sugirió el sillón de propulsión, y en solo seis semanas se instalaron todas estas características en el coche. Se utilizó otro coche sin los Gadgets, que al final fue utilizado con propósitos publicitarios, y sería reutilizado en “Operación Trueno”. En el año 2009, el coche fue subastado con todos sus Gadgets por una cantidad sustanciosa. Por otro lado, el modelo de jet utilizado como transporte de Goldfinger, fue remodelado para ser utilizado como el avión presidencial que se estrella al final de la película.
Cuando la novela fue escrita en 1959, determinada tecnología como los lásers no existían, y al utilizarlos en la película, esto supuso toda una novedad. De hecho en la novela, Goldfinger utilizaba una sierra mecánica para intentar acabar con James Bond, que en la película fue sustituida por el famoso láser, considerando que le otorgaba un toque más avanzado. Dos científicos de la Universidad de Harvard asesoraron a Ken Adam sobre el diseño del láser, que además también habían ayudado en el diseño del complejo acuático en “Doctor No”. El efecto óptico del rayo láser fue añadido en el proceso del post-producción. Para los enfoques cercanos del corte del mismo en el metal, el técnico Bert Luxford tuvo la idea de calentar el metal con un soplete por debajo de la mesa en la que el protagonista estaba atrapado.
La secuencia de créditos iniciales, así como todos los pósters para la campaña publicitaria, fueron creados por el artista gráfico Robert Brownjohn. Dicho diseño fue inspirado por el efecto que la luz creaba sobre los cuerpos de la audiencia que se levantaba al abandonar un cine una vez finalizada la película. La actriz Margaret Nolan, que aparecía como masajista de Bond en el hotel Fontaine Bleu, también hizo de la mujer dorada que aparecía en los créditos y los pósters.
Visualmente, la película empleó muchos motivos dorados, como representación simbólica del oro en la novela. Todas las agentes de Goldfinger, excepto la azafata coreana, son pelirrojas o rubias. Añadido a esto, el villano posee un Rolls-Royce amarillo, con elementos dorados, y otros aspectos se incluyen en la película con dicho color tales y como vestuario, y una pistola de oro, o la mesa a la que Bond es atado para recibir el ataque del láser.
Shirley Bassey se encargó de cantar el tema de la película “Goldfinger”, y regresaría en la saga para cantar los temas de las películas “Los Diamantes son para Siempre”, y “Moonraker”. La canción fue compuesta por John Barry, siendo Anthony Newley y Leslie Bricusse los encargados de ponerle la letra. Newley cantó la canción originalmente, pero la grabación de Bassey fue la que fue elegida para el film y la banda sonora. La canción fue un éxito internacional.
Honor Blackman se convirtió en la nueva chica Bond con el personaje de Pussy Galore, nombre con doble sentido como es tradicional en muchas chicas Bond. Blackman fue seleccionada por su papel en la serie de televisión “Los Vengadores”. Preocupados por el doble sentido del nombre, se estuvo a punto de cambiarlo por Kitty Galore, pero Hamilton decidió que no sería necesario, ya que cualquier chaval, en aquella época, no sería capaz de coger el doble sentido.
Con su puesto de tres millones de dólares, la película se hizo con una recaudación de ciento veinticinco millones.

NOTA PERSONAL
Supongo que esta puede ser considerada la película en la que el uso de Gadgets se volvió más oficial, aunque ya aparecían en las dos anteriores. A pesar de ello, creo que la trama de esta película es considerablemente inferior a la de la anterior, “Desde Rusia con Amor”, que me sigue pareciendo una de las mejores en toda la saga del agente secreto.
Por otro lado, la Chica Bond tampoco me pareció demasiado lograda, y el desarrollo de su personaje, que pasa de servir al villano a servir a Bond, me pareció demasiado radical, y poco desarrollado. Pero entrando en otros logros, la escena de Jill Masterson cubierta de oro me sigue pareciendo, a día de hoy, una de las más impactantes, y además osada para la década de 1960. Otras escenas memorables incluyen a Bond atado a una mesa para ser amenazado por un láser, o el uso del automóvil dotado de Gadgets, así como el ataque a Fort Knox.
El personaje de Auric Goldfinger tampoco me pareció un villano demasiado amenazante, sino más bien inferior al de su ayudante Oddjob, que me parece uno de los sicarios más originales, destacando el uso de su sombrero letal como arma, así como ese silencio que incrementa su aspecto amenazante. Por otro lado los únicos aspectos que refuerzan la villanía de Goldfinger son las muertes de Jill y Tilly Masterson, que no parecen aportar ninguna otra intención a su presencia, que la de hacer parecer que el villano que aparece parezca mortal y sádico. Quizás una de las cosas que decrecen su “villanía” sean su afición por los juegos, las apuestas, y las trampas.
A pesar de estas críticas, la película es elogiable por poseer una trama que logra entretener al espectador, y mantenerlo interesado en la trama, así como ciertos aspectos visuales innovadores para la época. Indudablemente, supuso todo un éxito en su momento.

HISTORIA (esta sección contiene detalles de la trama y el argumento)
La película comienza con James Bond infiltrándose en la base mejicana de un capo de la droga, camuflado como una gaviota. Una vez allí destruye un edificio oculto con explosivos, y electrocuta a un asesino en una bañera.
La historia principal comienza en Miami, Florida en el Hotel Fontainebleau, donde el agente de la Agencia de Inteligencia Central, Felix Leiter se encuentra entregando un mensaje a James Bond de M. El mensaje la advierte que tenga cuidado con Auric Goldfinger. Bond impide que Goldfinger haga trampas en una partida de carta distrayendo a su empleada Jill Masterson. Tras provocar que Goldfinger pierda, Bond y Jill pasan la noche juntos. Bond es golpeado por un sirviente coreano de Goldfinger, Oddjob, asesina a Jill cubriéndola de oro.
En Londres, Bond descubre que su verdadera misión es determinar como Goldfinger esta transportando oro internacionalmente. Para dicha misión, se le entrega un Aston Martin DB5 que Q ha modificado con distintos Gadgets. Bond prepara un encuentro social con Goldfinger ganando al golf contra él. Descubierto haciendo trampas, Goldfinger le advierte a Bond que se me mantenga alejado mostrándole como su agente Oddjob decapita una estatua con su sombrero con ala de acero. Sin embargo, Bond le sigue hasta Suiza donde impide que sea asesinado por Tilly Masterson, buscando vengarse de la muerte de su hermana Jill.
Bond se infiltra en una de las fabricas de Goldfinger, donde le escucha hablando con un agente chino llamado Ling acerca de la “Operación Grand Slam”. De salida, se encuentra con Tilly que sigue intentando asesinar a Goldfinger, pero ambos disparan una alarma accidentalmente. Oddjob asesina a Tilly rompiéndole el cuello con su sombrero. Bond es capturado tras una persecución en coche, y es atado a una mesa con un Láser industrial que comienza a partir la misma. Bond miente al villano advirtiéndole que la Inteligencia Británica esta al corriente de “Grand Slam”. Goldfinger decide perdonarle la vida, para que la MI6 y la CIA piensen que siguen teniendo todo bajo control.
Bond es transportado al avión privado de Goldfinger, pilotado por Pussy Galore, hasta su granja en Fort Knox. Bond logra escapar y presenciar una reunión de Goldfinger con unos mafiosos americanos que le han provisto con el material para el Grand Slam. Uno de ellos, Solo, exige un pago inmediato, y Goldfinger accede acompañándole a una sala de conferencias. El resto son asesinados con un gas mortal, mientras Oddjob se encarga de asesinar a Solo aplastando su coche en un desguace. Este llevaba un dispositivo de seguimiento que al ser destruido, despista a Bond, Leiter, y un agente de la CIA, que seguían su rastro.
Bond es capturado por Goldfinger de nuevo, y descubre que pretende irradiar el oro americano en Fort Knox con un aparato atómico entregado por Mister Ling. Este dejará el oro sin valor durante casi sesenta años, lo que aumentara en valor del oro de Goldfinger. También otorgará una ventaja a China, debido al caos en el Oeste. La Operación Grand Slam comienza con las pilotos de Pussy Galore descargando gas nervioso en Fort Knox para enviar a sus tropas. Sin embargo, Bond ha logrado seducir a Galore que le ayuda a reemplazar el gas por uno no dañino. El ejército en Fort Knox se hace el muerto para impedir que Goldfinger detone la bomba. Las tropas del villano entran en la base gracias al láser industrial. Goldfinger llega con la bomba, a la que Bond es esposado. Las tropas capturan a los hombres de Goldfinger, pero este se hace pasar por militar asesinando Ling, y escapando.
Bond consigue liberarse y se enfrenta a Oddjob, al que termina electrocutando con un cable que ha cortado con su sombrero y que conecta con la verja que mantiene el oro a buen recaudo. Cuando Oddjob intenta recuperar su sombrero letal incrustado en dicha verja, Bond conecta el cable con esta provocando la muerte del sicario. Bond procede a acceder a la bomba desarmándola con ayuda de un agente cuando solo quedan siete segundos para su detonación. James Bond es invitado a la Casa Blanca por el Presidente Lyndon Johnson. De viaje allí en avión, Goldfinger obliga a Pussy Galore a hacerse con el aparato y pilotarlo hacia Cuba. Goldfinger y Bond se enfrentan mientras el villano le apunta con un revolver de oro que acaba disparando sobre una ventana provocando descompresión en la cabina. Goldfinger es absorbido por la ventana, mientras Bond consigue rescatar a Pussy Galore saltando en paracaídas antes de que al avión se estrella. Leiter les busca más adelante en helicóptero, mientras Bond y Pussy se encuentran intimando tras su aventura.

ESCENA
Este es un trailer elaborado por el usuario “Claalc” que resume la película a través de sus mejores escenas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada